Retratos por encargo

Retratos por encargo

Soy pintor retratista y realizo cuadros exclusivamente en óleo. Ahora desde la comodidad de su casa puede pedir retratos por encargo al óleo personalizados, y tener su propia obra de arte en un retrato de un ser querido o de uno mismo.

El procedimiento es muy sencillo, solamente debe enviar una fotografía con la mejor calidad posible e indicar las dimensiones. También puede indicar si prefiere un retrato fotorrealista o impresionista, realizar algún cambio o retoque, o cualquier otra cosa que usted considere oportuna

 

El retrato pictórico

El retrato es un género dentro de la pintura en el que se intenta representar la apariencia que se ve de una persona, aunque también puede ser de una mascota o de cualquier otro animal. Son retratos por encargo,  los retratistas por lo general pintan por encargo actualmente a todo tipo de personas, sean públicas o privadas, e incluso también mascotas. 

Como deben  ser los retratos por encargo

De un retrato, además de representar el parecido físico de la persona, se espera que represente el carácter, la personalidad de ella. Así Aristóteles dijo: " El objetivo del arte no es presentar la apariencia externa de las cosas, sino su significado interno". Para él, la realidad era el interior de las personas, no su apariencia externa. Para Charles Dickens sólo había dos clases de retratos pictóricos: " el serio y el de la sonrisita".

 Cuanto tiempo empleaban en el pasado pintar retratos al óleo?

Pintar retratos al óleo puede llevar un tiempo considerable, dependiendo de las dimensiones, de la dificultad del rostro, del fondo del retrato, o del vestido. También el tiempo de realización de un retrato puede variar mucho dependiendo del pintor, de su sistema de trabajo, de la inspiración.., es decir hay muchos factores que influye en ello.

Antiguamente se hacían bocetos al carboncillo para que el cliente se hiciera una idea del resultado final. En los siglos XVII-XVIII un retrato al óleo podía demorarse un año. Cézanne, por ejemplo, hacía 100 sesiones en sus retratos. Sin embargo Goya prefería posados largos de uno o dos días. También hubo pintores impresionistas que pintaban un retrato en una tarde. Como vemos el tiempo de realización de los retratos por encargo podían variar mucho. No había ni hay un plazo estándar para realizar un retrato.

Tipos de retratos al óleo

Los pintores pueden decantarse entre un realismo fotográfico o un parecido impresionista. Entre estos márgenes el pintor puede optar por intentar representar a la persona tanto interiormente como en su apariencia externa.  El pintor para plasmar tanto el interior de la persona, como diferentes emociones deberá hacer sutiles variaciones en los labios, cejas, ojos...

Hay personas que esperan un retrato halagador, otras esperan un retrato realista. Supongo que habrá otras que esperan que se representen todas las asperezas de la vida, incluidos granos, verrugas.... Finalmente, el pintor con toda su buena intención, puede que su obra no le guste a la persona retratada. Esto le puede pasar a cualquiera, incluso le ocurrió a Gaugin en el retrato que pintó a su hostelera  "La Bella Angela".

Los retratos en el tiempo

Desde el principio de los tiempos el hombre siempre buscó plasmarse asimismo en diversos momentos de su vida cotidiana. Lo hemos visto  en cavernas de hace miles de años, pero con la llegada de la pintura y los diversos pigmentos realizar diferentes cuadros fue un logro importante para la humanidad, y más aún desde le edad media cuando se inventó la técnica al oleo, que debe su nombre a que los pigmentos que se usaban para pintar eran diluidos en diversos aceites que daban un efecto precioso a los cuadros. Hasta entonces las técnicas más usadas era el temple y el fresco, y con llegada de la técnica del óleo la pintura experimentó un cambio muy importante.

Si bien en la antigüedad la creación de estas obras de arte se realizaban solo para la realeza, o para aquellos con mucho dinero o con una posición importante en la sociedad. Hoy en día ya no es necesario  ser un rey,  un duque, un monarca o una princesa y tener en frente a un Miguel Ángel para verse representado en un bonito cuadro.